10/11/14

El desafío de los 30 días | Volumen 2 | Día 10

10 – Los roleros comemos. A veces comemos bien, y otras veces comemos porquerías salidas de vete a saber que agujero oscuro, profundo e ignominioso. En las ocasiones más jugosas, más interesantes, antes de la partida puedes quedar con tus amigos y amigas para comer, para cenar. Vamos, para llenar el buche antes de un gran momento tirando dados y viviendo historias. En alguno de esos momentos, ¿qué habéis comido u os gustaría comer? ¿Qué menú propondríais?

Lo normal en mi grupo es comer, guarreces, mientras jugamos o pedir cena y hacer una pausa a mitad de partida. Por lo general solemos tirar de pizza, pollo o bocata, pero lo que no puede faltar es la bebida de los dioses. No, no es Coca-cola, me estoy refiriendo al mítico Tarhun, una bebida que data de 1700 con un color verde radioactivo, más parecido a lavavajillas que a refresco, el cual está hecho de Artemisia dracunculus más conocida como estragón.
Cada vez que viene alguien nuevo a jugar con nosotros le hacemos beber un vaso en modo de ritual de iniciación. No es que esté malo, a mi me gusta, lo que pasa es que a la gente le echa para atrás el color tan llamativo que tiene. Que las etiquetas estén en ruso tampoco ayuda mucho...

Actualización: Añado el álbum de +EbaN de PedralbesComida Rolera, ya que al juntarse con nosotros hay muchas fotos de nuestras guarreces.





Publicar un comentario