11/10/14

Caída

¿Qué es lo que me hizo lanzarme desde la azotea? Poco importa ahora. Me llegan gritos desde la calle mientras dejo atrás, rápidamente, veinte pisos de altura. En breves segundos todo habrá acabado. Recuerdo otra época, cuando era niño. Pasaba buenas tardes con mis amigos en el portal de nuestro edificio. Aaaah... ¿Cuánto tiempo ha pasado desde aquello? ¿Veinte? ¿Treinta años? Hubo un día en el que escuchamos gente gritando. Miraban horrorizados por encima nuestro. Según me contaron días después, me asomé mirando en la misma dirección que la gente de la calle y que me caí al suelo como si algo me hubiera golpeado. Ahora recuerdo lo que vi; me vi a mi mismo cayendo.




Publicar un comentario